Posted by on Abr 17, 2017 in Inspirador, Vida Florula | 0 comments

Vía www.hollywood.com Ilu: Florula

Ya sé por qué me engancho tanto con las series.

Sé que suena raro, pero creo que las situaciones y personajes ficticios son versiones mejoradas de gente y la vida real, son más complejos e interesantes y de pronto me cacho aprendiendo algo de ellos, supongo que le ponen un toque de fantasía a la realidad o hacen la fantasía más real…

Como sea, el punto es que hay un capítulo de Friends que explica este fenómeno. Daré por hecho que todos hemos visto Friends, la serie noventera más famosa de la existencia, pero si no, no importa.

Resulta que hay un capítulo en el que Chandler y Mónica se van a casar y a Chandler le da el típico “cold feet” antes de la boda, es decir, entra en pánico. Abrumadísimo por la sola idea de que su matrimonio fracase por traumas personales en los que no ahondaré, Chandler decide que no puede casarse.

Aquí entra nuestro amigo Ross, hermano de Mónica y quien aplica la técnica que he decidido llamar “Chandler Mood”. Para llevarlo poco a poco al altar, le pide que empiece por hacer una tarea muy simple, nada abrumadora como es darse un baño. “¿eso no asusta, o si? Es solo un baño”.

Después sigue con ponerse un smoking, ¿qué de aterrorizante tiene ponerse un simple traje? nada, un pasito más. Así se va de tarea en tarea hasta que llega la hora de caminar al altar, para ese momento, aunque aún tiene miedo, ya está listo, pero sin adelantarse a lo que venga solo hará lo que toca y así irá un pasito a la vez.

Esta simple situación de comedia, se ha convertido en mi filosofía de vida para lunes pesados o días abrumadores. Tareas cortas, simples ( o listas en mi Bullet Journal) que me vayan acercando al objetivo y me hagan sentir productiva, sin pausa pero sin prisa. Chandler style…¿Te va?

Porque #TodossomosChandler, cuéntame si lo pruebas <3

Florula.